Más de 200 abogados de familia de Cataluña y Baleares se reunieron el viernes en Tarragona para celebrar el XI Encuentro de Socios de la Sociedad Catalana de Abogados de Familia (SCAF). Durante la cena jurídica del encuentro, que tuvo lugar en Mas La Boella, la presidenta y miembros de la Junta de la SCAF hicieron entrega de dos reconocimientos, a Maria Eugènia Alegret y a Mercè Pigem por su contribución al derecho de familia de Cataluña. 

Nacida en Barcelona en 1956, M. Eugenia Alegret es licenciada en Derecho por la Universidad de Barcelona y desde 1980 juez. Desde entonces, ha estudiado posgrados y masters de todos los derechos civiles forales españoles. Entre 2004 y 2010 fue la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya. De 2011 y hasta la actualidad, es magistrada de la Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña. Ha sido miembro titular de la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Cataluña por elección desde 1994 a 2004 y de 2019 a 2024. Ha impartido docencia para el CGPJ (derecho orgánico y derecho civil catalán) y tiene más de 100 ponencias impartidas por el CGPJ, Departamento de Justicia, así como para diferentes Universidades y entidades (Colegios de Notarios, de Abogados, Cámaras de la propiedad etc) y diversas publicaciones. 

La Junta de SCAF consideró otorgarle esta distinción “porque es una enamorada del derecho, y lo ha estudiado a fondo, no sólo el catalán sino todos los derechos de España. Sobre el derecho de familia, lo ha estudiado especialmente a fondo y ha contribuido profundamente a su desarrollo a través de sus sentencias. Además, ha estado siempre dispuesta a colaborar con los abogados de familia, especialmente a través de la SCAF.”

Nacida en Lleida en 1954, Mercè Pigem es licenciada en Derecho por la Universidad Autónoma de Barcelona y abogada de familia. Fue diputada de la Junta de Gobierno del Colegio de Abogados de Barcelona, Miembro de la junta de la Sección de Derecho matrimonial y de Familia del ICAB entre otras muchas cosas. 

Del 2000 al 2013 fue diputada en el Congreso de los Diputados por Convergència i Unió. Como diputada de las Legislaturas VII, VIII, IX y X, entre otras cosas, fue ponente de la Ponencia de Proyecto de Ley Orgánica de Modificación del Código Penal sobre secuestro familiar de menores, ponente de la Ponencia de Proyecto de Ley de Modificación Código Civil en materia de separación y divorcio, que posibilitó evitar el paso de la separación para obtener el divorcio y ponente de la Ponencia de Proposición de Ley de Modificación del Código Civil sobre derecho a contraer matrimonio de las parejas homosexuales. También fue Ponente de la Ponencia de Proyecto de Ley de Mediación de asuntos Civiles y Mercantiles, donde se introdujo una enmienda para la modificación de la LEC para posibilitar la acumulación de la división de los bienes comunes en las demandas de divorcio o separación.

La SCAF le otorga esta distinción por sus contribuciones significativas al derecho de familia español y catalán desde el poder legislativo y también porque es una de las abogadas referentes en derecho de familia en Cataluña, formada en el trabajo codo con codo con Francesc Vega Sala ( 1929-2023), impulsor de la SCAF y del derecho de familia como lo conocemos hoy. Además, Pigem no estuvo en la Junta fundadora de la SCAF en 2003, porque ya estaba en el Congreso de los Diputados, pero siempre ha contribuido y ha participado en las actividades de la SCAF desde sus orígenes.